The Girlfriend Experience

the-girlfriend-experience-posterEsta vez Soderbergh se sumerge en la vida de Chelsey, una exclusiva escort de Manhattan, en un film que recuerda al género documental. “The girlfriend experience” es una película de un presupuesto modesto, rodada en digital y con un reparto casi desconocido, salvo por la famosa actriz porno, Sasha Grey, que encarna a la protagonista, demostrando que no solo tiene talento para el género X.

Soderbergh nos muestra el día a día de Chelsey, durante la semana previa a las elecciones presidenciales de 2008. Los guionistas David Levien y Brian Koppelman, que han trabajado juntos en muchas ocasiones, destacando en “The rounders”, “El Jurado” o “Ocean’s 13”, apuestan esta vez por el naturalismo y la cotidianidad, tanto en las acciones y situaciones que suceden, como en los diálogos.

A través de sus citas con los clientes, la entrevista con un periodista, y la relación con su pareja, Chris (Chris Santos) que respeta su modo de vida con ciertas normas, vamos adentrándonos en la vida de Chelsey y poco a poco va quedando al desnudo su verdadera naturaleza. A medida que el film avanza, se va desmontando su coraza sutilmente y afloran sus inquietudes y conflictos, desencadenados principalmente al conocer a un determinado cliente.

Sodebergh ha optado por una narración no lineal, con saltos en el tiempo, un tanto confusa en ocasiones. Las escenas se muestran como piezas de un gran puzzle desordenado que poco a poco van encajando, para mostrar el retrato completo de Chelsey y su entorno.

Se aprecia el estilo propio de Soderbergh en la elección de los planos, donde la acción no suele ser el centro de atención, creando un ambiente íntimo, incluso intrusivo con un punto de voyeurismo. the_girlfriend_experience02

Hay un gran uso de desenfocados, escorzos y mezclas de primeros planosn con planos generales o detalles descontextualizados, otorgando al film un look muy personal y particular; con un trabajo de fotografía excepcional.

Es fácil dejar pasar sutiles detalles que se van sembrando si no se está muy atento,  y hay que ir continuamente descifrando el orden cronológico de los acontecimientos, lo que puede resultar un juego o un fastidio para el espectador; eso a gusto de cada uno.

Para mí, lo único que se hace un poco tedioso, es el recurrente tema de la crisis financiera y la inestabilidad económica, en boca de los personajes que encarnan a los clientes de Chelsey. Es un tema secundario en la esencia de la historia, pero que pone en contexto y de manifiesto la crispación y preocupaciones de la gente en aquel momento.

Este film no es un taquillazo del consagrado director, sino uno de sus experimentos, hecho con clase, pero apto solo para aquellos que estén dispuestos a vivir una experiencia sensorial y caótica a través de la pantalla, sin principio ni final, pero con múltiples reflexiones y personajes interesantes.

Rebeca Arnal

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: